Facebook Linkedin Instagram Youtube

Conoce las enfermedades infantiles más frecuentes del verano

Enero 24, 2018

Tal como existen enfermedades asociadas al invierno, las hay las que son más frecuentes en los meses de verano y de calor. Los cambios en la rutina, el pasar más tiempo al sol, en la piscina hacen que ciertas enfermedades sean más frecuentes.

Si ya estás contando los días para las vacaciones en familia, te dejamos este post para que puedas viajar preparada en caso que alguno de tus hijos se enferme o contagie.

Enfermedades infantiles frecuentes en verano

  1. Gastroenteritis: cuando hace calor, es fácil que los microorganismos se multipliquen y puedan producir esta enfermedad. Estas infecciones estomacales producen vómito y/o diarrea, con o sin fiebre y suelen ser virales o por ingesta de comida en malas condiciones. Lo más importante es la adecuada hidratación y consultar con un médico.
  2. Conjuntivitis: la conjuntivitis puede ser provocada por el cloro de la piscina o por infecciones que hay en el agua. También por exposición prolongada al sol, por lo que debemos cuidar la vista de los niños en verano con anteojos de sol con protección solar.
  3. Otitis: los niños pasan todo el día en el agua, y esto favorece la aparición de la llamada Otitis Externa. Esta patología es dolorosa y puede provocar secreción purulenta en el canal auditivo. Si tu hijo presenta dolor de oídos lo mejor es que lo vea un doctor.
  4. Picaduras: Pareciera que los mosquitos prefieren a los niños. Lo ideal es no rascarse las picaduras, ya que se puede producir una herida e infectar. Diferentes formas de prevenirlas son: usar mosquiteras, repelentes en loción, eléctricos o naturales como poner una planta de albahaca al interior del hogar. Si el picor es intenso o el niño es alérgico, lo mejor será llevarlo a un centro asistencial para que le den una pomada antibiótica y/o con corticoides.

Producidas por el sol

  1. Insolación: se produce cuando hay una exposición muy larga al sol. Puede provocar mareos, dolor de cabeza y estomacal. La forma de prevenirla es sencilla, simplemente evitar permanecer al sol por demasiadas horas, beber abundantes líquidos y vestirse con ropa ligera.
  2. Quemaduras solares: algunas formas de prevenir las quemaduras son aplicando a tus hijos bloqueador solar con protección sobre 30, evitando la exposición directa al sol en las horas más peligrosas (entre las 11:00 am. y las 17:00 pm). Recordar también que el protector solar se debe aplicar cada 2 horas y cubriendo la totalidad del cuerpo.
  3. Deshidratación: los niños en verano tienen un nivel de actividad física muy superior al resto del año. Podemos evitar la deshidratación ofreciendo líquidos abundantes durante el día.

¡Ahora sí, a disfrutar de estos ansiados días en familia y a prevenir las Enfermedades infantiles!

 

 

Bases LegalesEste verano disfruta de estas actividades con tus niños