Facebook Linkedin Instagram Youtube

Porqué el autocuidado es fundamental para la crianza

Octubre 14, 2020

El autocuidado es la capacidad de desarrollar conductas que promuevan tu salud física y mental y que se traduzcan en mayor energía y recursos para ejercer tareas como la crianza, entendiendo que los adultos, padres y cuidadores requieren “estar bien para educar bien”.

Sin ayuda, y sin autocuidado, ser padre sin duda puede llevar al agotamiento, lo que afecta negativamente a todos. Si lo ves desde esta perspectiva, darte momentos solo para ti será más fácil.

Sugerencias para hacer del autocuidado protagonista

Aceptar que como padre/madre, tienes límites

¡Los súperpapas o supermamás no existen! Parte de evitar o disminuir el agotamiento es derribar la idea de que eres el único que puede ayudar y que no hay límite para lo que debes hacer.

En este sentido el autocuidado básico incluye:

  • Dormir lo suficiente cada noche
  • Mantenerse hidratado
  • Hacer ejercicio regularmente. Aunque sea una caminata de 30 minutos.
  • Pasar tiempo lejos de los niños (quizás el más difícil!)

Contar con una red de apoyo

Contar con una red de personas, familias o amigos que puedan asumir las responsabilidades de cuidado de los niños en momentos determinados, personas que nos puedan sostener cuando estamos cansados o enfermos.

Expresar lo que sientes

Poder decirle a tu pareja, amigas o amigos lo que estás sintiendo sin miedo a ser juzgada te hará sentir mejor. No hay nada mejor que poder compartir nuestras emociones.

No es extraño que el autocuidado te genere sentimientos de culpa, ya que la puedes ver como una práctica “egoísta”. Pero ojo, en la medida en que como adultos proveemos cuidado adecuado para nosotros, lograremos ofrecer atención y afecto en mayor y mejor calidad hacia nuestros hijos.

Igualmente, en la medida en que estemos agotados física o emocionalmente, nos encontraremos indispuestos a ofrecer a nuestros hijos atención o un entorno afectivo adecuado, con todos los recursos emocionales que conlleva una crianza respetuosa y de buen trato.

Mi bebé no disfruta la hora de comida, ¿qué hago?Preparando una vuelta segura con Vitamina