Facebook Linkedin Instagram Youtube

Cómo integrar la literatura de acuerdo a la edad de tu hijo

Abril 10, 2018

Cada libro guarda un tesoro diferente. La posibilidad de entrar a un mundo de aventuras, misterios y risas. Momentos de melodía, vocabulario e imágenes que constituyen el lenguaje que le permite al niño entender el mundo y el lugar que él ocupa.

En la Semana del Libro queremos ser parte de la cruzada mundial para fomentar la literatura, sobre todo en los niños. Ya que los efectos beneficiosos de integrarla en sus vidas son infinitos. ¡Veámoslos!

4 beneficios de integrar la literatura en la infancia

  1. Los niños aprenden a partir del lenguaje que escuchan; de ahí que, cuanto más rico sea el entorno lingüístico, más rico será el desarrollo del lenguaje. La literatura educa al mismo tiempo que entretiene
  2. Escuchar cuentos constituye una fuerte motivación para que el niño desee querer aprender a leer. Al asociar la lectura con placer, los niños quieren aprender a hacerlo también.
  3. Desarrolla la imaginación y curiosidad de los niños ayudándoles a apreciar la naturaleza, la gente y las experiencias a través de formas no consideradas por ellos.
  4. Propicia herramientas para una mejor comunicación. El interactuar con tu hijo mientras leen hace que se estreche ese lazo y que para él sea más fácil comunicar lo que quiere, siente y necesita.

Tipos de lecturas según la edad del niño

Dependiendo de la edad debemos ofrecer un tipo de lectura o de otras, ofrecerle libros con diferentes tipos de características, materiales y así poder desarrollar sus capacidades lingüísticas e intelectuales.

De 0 a 2 años

En esta etapa son los adultos los que leen o narran los cuentos al niño. Por su parte, el niño inicia una elemental lectura de imágenes, reconociéndolas y asignándoles contextos.

Los libros y cuentos ideales para niños de 0 a 2 años son aquellos que hablen de los sentimientos y estados de ánimo que le son familiares, como la tristeza, la alegría o el miedo…

La entonación y el ritmo junto con las imágenes son lo que atraerá su atención aunque no entienda muy bien todas las palabras.

Los textos deben ser sencillos, predecibles y con un vocabulario claro. Lo ideal son los textos cortos apoyados por grandes imágenes coloridas y sugerentes. Ojalá que el material de estos libros sea lo más resistente posible ya que están destinados a ser mordidos, olidos, escuchados, pintados o lanzados.

Algunos libros que Vitamina recomienda para esta etapa son:

  • Juegos para bebé: cucú. Autor:Jo Lodge
  • Ya estás aquí. Autor: Mirjana Farkas
  • El Pollo Pepe. Autor: Nick Denfield y Ant Parker
  • Autor: Matt Carr.

De 2 a 5 años

En esta etapa el vocabulario del niño aumenta a gran velocidad y comienza a desarrollar el sentido de la narración.

No solo le gustará que le lean los cuentos, también él mismo los interpretará y se atreverá con sus primeras lecturas.

El niño ya distingue bastante bien el ritmo y el sonido de las palabras entendiendo su significado y la relación con las ilustraciones de los cuentos.

Entre los 2 y 5 años lo recomendado es que introduzcan conceptos simples como las formas, los colores, los tamaños pero también que permitan identificar objetos o nociones como las letras, los números, etc. Son perfectos los están protagonizados por un niño o una niña como ellos, que utilizan un lenguaje rítmico y a veces repetitivo para asimilar mejor los conceptos.

Algunos libros que Vitamina recomienda para esta etapa son:

  • ¡Mía!. Autor: Jeff Mack
  • Buenas Noches, Gorila. Autor: Peggy Rathman.

¡A leer!

Minuta de Alimentación en Vitamina: respondimos todas tus dudas¿Cómo abrigar a tus hijos para los cambiantes días otoñales?