Facebook Linkedin Instagram Youtube

Hábitos higiénicos: salud bucal y cepillado infantil

Agosto 20, 2020

La salud bucal es una parte importante de la salud en general de toda persona. Es por esto que a partir de la salida del primer diente es importante iniciar el cepillado dental.

Para proteger los dientes de los niños hay que generar el hábito del cepillado, partiendo con la ayuda de un adulto que le incentive la rutina diaria de la salud bucal. 

Objetivo de la salud bucal

Este objetivo de la salud bucal es remover la placa bacteriana que se forma sobre los dientes y las encías, para evitar que las bacterias dañinas produzcan ácidos que destruyan las capas externas de los dientes e inflamen las encías.

El cepillado: 

Este debe ser al menos dos veces al día y se recomienda que sea en la mañana, después de cada comida y en la noche, siendo más relevante que se lave los dientes antes de acostarse. 

El cepillo debe ser de cabeza pequeña y cerdas suaves. La pasta de dientes debe tener una concentración de 1000 y 1500 ppm (debe salir en el envase) de flúor, y debe utilizarse una cantidad máxima similar al porte de una arveja. El uso de pasta de dientes debe ser introducido alrededor de los dos años, antes de eso con agua basta.

Luego del cepillado el niño debe escupir el exceso de pasta, pero no enjuagarse, para que el flúor de la pasta ayude a prevenir las caries. 

Cómo realizar el cepillado:

El cepillado de dientes debe ser realizado por un adulto, hasta que el niño pueda realizarlo, pero debe ser bajo la supervisión de un adulto. De esta forma nos aseguramos de que el cepillado permita que la salud bucal sea la adecuada. 

La manera de lavado es cepillar todos los dientes de forma circular al tenerlos juntos y cepillar las muelas de atrás hacia adelante. Es importante preocuparse de que cada diente quede bien cepillado, sin olvidar la limpieza de la lengua. 

Estos hábitos de salud bucal deben ser acompañados de buenos hábitos alimenticios, y a la vez evitar ciertos hábitos nocivos como chuparse el dedo, comerse las uñas o usar chupete más allá de los 2 o 3 años.  

¡3 recetas de budín de verduras para aprovechar todo!Introduciendo las letras y vocales con estas actividades