Facebook Linkedin Instagram Youtube

Cómo lo hacemos en Vitamina para cuidarnos de las enfermedades

En Vitamina nos preocupamos de forma constante de la seguridad y bienestar de nuestr@s niñ@s al interior de nuestros centros educativos.

Las enfermedades transmisibles más comunes entre los lactantes y párvulos son las enfermedades respiratorias, las pestes (varicela, sarampión, etc.), la pediculosis, entre otras. Con el fin de evitar contagio de dichas enfermedades en nuestros centros educativos, se sugiere lo siguiente:

Protocolo de enfermedades infectocontagiosas

En caso de presentarse en el centro educativo una enfermedad infectocontagiosa, la directora debe tomar las siguientes medidas:

  • Informar inmediatamente a su Coordinadora.
  • Comunicarse con el Área de Seguridad y Bienestar Infantil para informar sobre el caso que afecta al niño. Solicitando la elaboración de un comunicado de salud, adjuntando certificado médico que indique diagnostico y señalando el nivel que asiste el niño(a).
  • Envió de comunicado a las familias del nivel afectado.
  • Reforzar las medidas de limpieza, desinfección y ventilación de los espacios, especialmente en sala y baños.
  • Dar cumplimiento a cabalidad de ítems de higiene y desinfección de los procesos de muda, alimentación y descanso con el fin de evitar contagios (Ej: uso de guantes, desinfección superficies, entre otros).
  • Enviar todos los días viernes los “saquitos” y/o sábanas a las familias para que realicen el lavado y planchado de este elemento que es de uso exclusivo de su hijo(a).
  • Para reintegrar al niño(a) diagnosticado al centro educativo, debe presentar un certificado médico que indique alta médica y/o el término del periodo de contagio, con el fin de resguardar el
    bienestar de nuestros niños.

Protocolo de niño enfermo:

¿Qué hacer ante la presencia de sintomatología en un niño(a) en uno de nuestros centros? Es importante saber identificar los síntoma* e informar oportunamente a cada familia.

*Síntomas tales como: Fiebre, vomito y/o deposición liquida, además de contar con decaimiento, sensibilidad, cansancio, entre otros.

  • Informar a las familias y solicitar su retiro, haciendo los mayores esfuerzos en un plazo máximo de 2 horas.
  • En caso que un niño(a) presente síntomas de pediculosis o enfermedades como: herpes, hongos, conjuntivitis y cuadros infecciosos se debe concientizar a las familias de no enviar a su hijo(a), con el objetivo de prevenir una situación de riesgo de salud mayor ya que puede comprometer la salud de otros niños.
  • Las familias deben informar a la educadora o directora del centro de toda enfermedad altamente contagiosa que experimenten los niños, sus hermanos o familiares para efectos de tomar las medidas de seguridad necesarias.
  • En caso de que un niño(a) presente indicación médica de reposo (Licencia médica), el reingreso al centro educativo sólo se podrá realizar con certificado de alta extendido por un profesional, indicando que el niño(a) puede retornar a sus actividades habituales.

Deberes de los apoderados

  • Informar de toda enfermedad, en especial aquellas contagiosas (en especial COVID-19 y cualquiera de sus variantes), que estén experimentando los niños que asisten al centro educativo, sus hermanos o familiares, enviando certificado médico y/o examen médico que detalle el tipo de enfermedad contagiosa para efectos de tomar las medidas de seguridad necesarias.
  • No enviar a los niños que presenten síntomas de pediculosis o enfermedades, como: herpes, fiebre, colitis, vómitos, hongos, conjuntivitis, COVID-19 y/u otros cuadros infecciosos, ya que pueden comprometer la salud de otros niños. En caso que el equipo educativo determine que el menor se encuentra aquejado de alguna enfermedad, síntoma grave o dolencia que pudiere afectar su salud o la de los demás menores, Vitamina podrá de manera justificada, negar el acceso a los centros educativos o solicitar su retiro desde los mismos, sobre la base del cuidado y protección de los demás menores que asisten al centro educativo. 
  • Al momento de reingresar al centro educativo después de un cuadro viral, el apoderado del menor deberá presentar certificado médico en el que conste que se ha finalizado el período de contagio. Este certificado debe ser emitido por el pediatra correspondiente u otro especialista médico encargado de la salud general del menor.
  • Adoptar las medidas necesarias para atender al niño en caso que presente fiebre (que no baje con la administración del antipirético), deposiciones líquidas (con síntomas como fiebre y decaimiento), vómitos, entre otros, síntomas de enfermedad que presente durante su permanencia en el centro educativo. En estos casos, es deber del apoderado presentarse personalmente para evaluar la necesidad de retirar el menor dentro de un plazo máximo de 2 horas para su traslado, por su cuenta, a un centro de salud.

¡Recuerda que es tarea de todos cuidarnos!

Jardines Vitamina se re-certifica Sello COVID-19 ACHS por su plan de vuelta segura5 manualidades para niños en casa